Desmontables para las cubiertas

Puede parecer algo menor pero si lo piensas los desmontables son de los pocos accesorios que llevamos en todas nuestras salidas. Todavía me acuerdo cuando veía a ciclistas más mayores llevar unas cucharas de alpaca en el maillot. Decían que era la mejor forma de sacar una cubierta rebelde en cualquier lugar. Ahora esa opción ya apenas se usa y usar metal para sacar cubiertas puede llegar a dañar la llanta.

Lo normal es comprarse un juego de desmontables para meter en un bolsillo y que esos desmontables nos acompañen varias décadas. Yo he de decir que todavía conservo y uso unos Michelin de Kevlar muy populares en los años 90 que son una maravilla: ligeros y muy resistentes. Lamentablemente ya no se fabrican. He visto por ejemplo a Ibón Zugasti en alguno de sus vídeos enseñarlos también.

Este justo es el modelo que tengo yo

Aún así no pasa nada, existen buenísimos desmontables en la actualidad y suelen tener un precio muy asequible para poder contar con un par de juegos por si el día que salimos no damos con el «primero».

¿Cómo tienen que ser los desmontables ideales?

Básicamente creo que deben cumplir una serie de premisas:

  • Pesar poco: todos los gramos que ahorremos serán bienvenidos.
  • De material muy resistente para que soporten torsiones fuertes sin partir y dejarnos tirados.
  • Ocupar poquito espacio.

Cumpliendo eso, ya tenemos unos desmontables más que interesantes.

¿Dos o tres desmontables?

Habrás visto que muchos ciclistas llevan sólo dos. Esto es porque así ahorran algo de espacio y también peso. Evidentemente es poco. Esto es también porque con dos desmontables, en teoría, puede desarmarse cualquier cubierta. Si bien, si no tienes bastante experiencia o mucha fuerza en las manos te recomendamos llevar siempre los tres.

Lista de mejores desmontables de bicicleta

A continuación tienes una buena lista comparativa de desmontables para los neumáticos de la bici que puedes comprar online.

Deja un comentario